Un hecho que cambio mi vida

cooperativaLo recuerdo como si fuera ayer, estaba en 1 año de ingeniería mecánica, trabajaba en una empresa autopartista y en 1962 la empresa fue afectada por una crisis que complicó especialmente al sector automotor y me quedé sin trabajo.

Redujeron personal y decidieron echar a los solteros, jóvenes y con menor antigüedad en la empresa y yo cumplía con esos tres requisitos.

En mi barrio, mi papá junto a otro grupo de personas fundaban la cooperativa de crédito en La Florida.

La comisión promotora, formada por vecinos y amigos del barrio, me propuso trabajar de cajero, fue la manera de apoyarme que encontraron mi familia y amigos porque planeaba casarme y me había quedado sin empleo.

Era un momento duro y tenía sólo 22 años. No tenía la menor idea de cómo realizar ese trabajo pero acepté porque tenía fecha de casamiento y muchos planes. Me ofrecieron entrar como cajero con el compromiso de trabajar hasta que consiga trabajo en lo mío.

La labor me entusiasmó muchísimo y comencé a tomar mayores responsabilidades.

Y así ingrese a la actividad que he desarrollado a lo largo de mi vida, vinculada al cooperativismo.

3 comentarios para “Un hecho que cambio mi vida”

  1. Maria Delia Cabral dice:

    Pintaba ya a los veintidos como se lo conoce ahora, alguien que toma las dificultades por el lado positivo, como ocasión de probar y con disposición favorable, me parece que esa modalidad ayuda mucho a que lo que se emprende ande bien, me encantó esa frase casi final: “la labor (de la que no sabia casi nada) me entusiasmó mucho y comencé a tomar mayores responsabilidades”; mejor, imposible

  2. jorge alberto inojosa dice:

    Es muy importante, el tener buenos padres, hoy, hace apenas, un rato,me
    parece, que salimos campeones en algo,ese chico, como saltaba de ale´gría
    cuando su papá,estaba jurando, nuevamente,como Diputado de la Nación.
    De los míos,lo mejor de los cariños y el recuerdo,que siempre me acompa-
    ñan,Un archivo de la memoria,en el mismo año,1962,el ing.A.Alsogaray,me
    pagaba,pesos independencia,pero en el canje,perdías un 30 por ciento.-.
    Gracias. Hasta luego.-

  3. Ricardo Segundo Peralta dice:

    ¡ADELANTE…VENCEREMOS!

Dejá un comentario

 

You need to log in to vote

The blog owner requires users to be logged in to be able to vote for this post.

Alternatively, if you do not have an account yet you can create one here.

Powered by Vote It Up