Prepagas: la salud ya no será una mercancía

prepagasEl director de la Cámara de Instituciones Médicas Asistenciales dijo, respecto a la regulación de las prepagas, que “en una democracia con libre mercado, el Estado no puede decidir qué es lo que tenemos que hacer y cuánto tenemos que cobrar por ello”, y agregó, además, que de aprobarse la Ley de prepagas, “la gente sana se irá de las prepagas ya que puede ingresar cuando se enferma”. Con esta frase queda al descubierto el verdadero negocio de las prepagas: la gente sana.

Es importante recordar el extenso recorrido que el proyecto de Ley tuvo que recorrer antes de ser aprobado la semana pasada en el Congreso. Todo comenzó en 2008 cuando en Diputados el proyecto fue votado por unanimidad y pasó al Senado para su final aprobación. Desde ese momento, el proyecto descansó en algún lugar hasta que a fines del año pasado casi pierde estado parlamentario. Finalmente, a fines del año pasado, fue aprobado en el Senado con modificaciones, por lo que el proyecto tuvo que volver a la Cámara de Diputados nuevamente. La semana pasada, luego de una sesión frustrada, logramos el quórum para tratar y aprobar esta Ley que beneficiará a 4,5 millones de usuarios.

Esto parece obvio, pero la gente suele olvidarlo: la regulación de la salud es una función indelegable del estado, está en la Constitución Nacional, y está en todos los tratados internacionales que a partir de 1994 se incorporan como parte de la Constitución. De hecho, una de los principales cambios que tare esta Ley es que las personas dejan de ser clientes y pasan a ser usuarios con derechos tutelados por el estado.

Otra de las regulaciones importantes, es que las prepagas no van a poder aumentar las cuotas a las personas con más de 65 años, en la medida que ya tenga más de 10 de permanencia en la obra social. Esta es una cuestión elemental, porque resulta que mientras uno es joven no se enferma, y a la edad en la que uno se jubila y comienza a tener problemas, aumentan las cuotas. Es un disparate que sólo se puede defender desde la óptica de que lo que se vende es una mercancía, y acá lo que las prepagas tienen que entender es que la salud no es una mercancía.

13 comentarios para “Prepagas: la salud ya no será una mercancía”

  1. dannjayg dice:

    estoy de acuerdo en en lo que plantea y creo que hay que prepararse para algunas cosas tales como :

    que los prepagos dueños de sanatorios suntuosos hagan valer su posicion
    y el mercado tienda mas al monopolio

  2. HECTOR A. dice:

    Bravo Carlos; yo te voto para vice para que acompañes a Cristina

  3. Mariela, Río Cuarto dice:

    Una vez más felicitaciones por el trabajo realizado y por el aporte que día a día hacen para ir, de una vez por todas, afianzando las bases de un país justo y realmente democrático, con posibilidades de desarrollo para todos los argentinos.

  4. alicia bara dice:

    “la gente sana se irá de las prepagas ya que puede ingresar cuando se enferma”. Con esta frase queda al descubierto el verdadero negocio de las prepagas: la gente sana.
    A mi criterio es absolutamente falso que la gente sana sea el negocio de las prepagas…. en tal caso son las que financian el sistema para cuando dejen de estar sanas. Por otra parte, todos los sistemas funcionan de igual manera y reciben el aporte de los trabajadores, aún cuando estan sanos. Yo aporto a IOMA en forma compulsiva, no uso de sus servicios por tener una prepaga y no puedo dejar de aportar o transferir mis aportes a la prepaga que voluntariamente he elegido para mi y mi familia.
    Si la salud es una obligación indelegable del Estado, por que no la brinda a su costa (mejor dicho a costa de los impuestos que todos pagamos) en centros de salud dignos??????

  5. Cristina Bosio dice:

    Me parece que la aprobación de esta ley es un muy buen paso.
    Lo más importante es que para todos trae cmbios positivos e importantes. Por el ejemplo el cambio de cliente a usario expresa la búsquea de un significado diferente. Desde luego acuerdo en que es importantísimo que no se pueda negar el ingreso a una pre-paga de salud a una persona con enfermedad pre-existente y con edad que supere los 59 años. Ese es el tope de edad con el que se puede ingresar a la mayoría de las Obras Sociales y a las Empresas de medicina Pre-paga.

    Aunque frente a una ley de interés común lo particular naturalmente debe pasar a segundo plano, me pregunto aún si la ley nos cambiará a personas que tenemos más de 65 años, pero menos de 10 años en la pre-paga que hemos contratado, (Swiss Medical -carísima, para nuestro presupuesto) si:
    ¿podremos ahora contratar otra pre-paga para ser usuarios con derecho a la salud pero pagando un arancel inferior al de S. M. por ejemplo?
    Me encantaría conocer algo al respecto o tener una orientación respecto a como lograr saberlo.

    Una vez más gracias por la información y los análisis que difunden.
    Cordialmente,
    Cristina Bosio

  6. me encantó la frase “la salud no es una mercancía” me suena como música en los oídos despues que escucharon tantas “verdades” del neoliberalismo, me parece un sueño, ¡gracias porque puedo escuchar de nuevo hablar así! ¡gracias a la vida!

  7. oscar nuñez dice:

    La Ley es un exito, pero debemos estar alerta pues estos pseudos
    dueños en algunos casos van a tratar de hacer modificaciones en la reglamentaciòn.

  8. GLORIA dice:

    Si una persona de más de 60 años, Jubilada, desea obtener una obra social por primera vez, o sea sin antiguedad, se sabe si se fijará un monto adecuado para que lo puedan abonar los Pasivos?.Gracias…………………………………………………………..

  9. Teresa dice:

    Qué bueno sería que fuese el vice de Cristina. Yo también lo voto

  10. Eduardo Beccar dice:

    De seguir existiendo los tres subsectores actuales del sector Salud, a saber, Público, de la Seguridad social y Privado, desde hace muchos años pensamos a las cooperativas como la forma jurídica más adecuada para la atención privada, en especial las cooperativas de usuarios, inexistentes en la Argentina, donde sólo hubo y hay experiencias de cooperativas de prestadores. Creo que es una idea a tener en cuenta. De todas maneras, apoyo la Ley que regule el accionar de las empresas de medicina prepaga, que han ocupado espacios cedidos por omisión, durante décadas.

  11. irene vivalda dice:

    memoria!! el ARI y el PRO se oponen a esta ley.No es raro pero todos deberían saberlo.gracias por todo

  12. irene vivalda dice:

    Quiero agradecer la generosidad con la que han actuado Carlos,Vilma y Aníbal Ibarra posponiendo sus propios intereses por lo que consideran beneficioso para un proyecto.Estoy emocionada porque nunca he visto antes una actitud de renunciamiento en pos de una necesaria unidad.Deseo con todo mi corazón que la sociedad repare en este hecho y les dé las gratificaciones en su momento que merecen.

  13. José María Fanti dice:

    Estimado Señor Heller:
    Indudablemente, la ley es un nuevo acierto de este tiempo que, quienes tenemos más de seis décadas de edad, nunca soñamos vivir.
    Nada debo agregar al respecto.
    Lo que me ha movido a escribir un comentario tiene que ver con el artículo más que con la ley.
    Me explico. El artículo es (disculpemé) inusualmente claro y conciso, razón por la cual, sugiero, sería conveniente publicitarlo mediante pegatinas en la ciudad, de modo tal que nuestros reiterados detractores, siempre defensores de los poderosos, no puedan meter baza que desnaturalice el tema.

    Un gran abrazo y hasta cualquier momento.

Dejá un comentario

 

You need to log in to vote

The blog owner requires users to be logged in to be able to vote for this post.

Alternatively, if you do not have an account yet you can create one here.

Powered by Vote It Up